¡Buenos días! Un cuidador de ancianos no solo debe estar capacitado para prestar cuidados físicos. Atender a una persona mayor va mucho más allá, ya que implica una relación continua durante muchas horas al día, especialmente cuando tratamos con personas que no pueden valerse por sí mismas. El objetivo del cuidador, aparte de acompañar y atender en las necesidades básicas es favorecer la autonomía del anciano a través de un envejecimiento digno y hacerlo partícipe de la toma de sus decisiones. Para atender a una persona mayor no solo hacen falta aptitudes profesionales. Por ello, desde Residencia de Ancianos Ciudad Jardín os vamos a hablar sobre cuáles son las principales cualidades que debe de tener una persona para ser un buen cuidador de mayores. ¡Esperamos que os sea interesante!

cualidades cuidador ancianos

LAS 10 CUALIDADES PARA SER UN BUEN CUIDADOR DE ANCIANOS

1-HUMANO: Humanizar la relación con la persona mayor es conseguir un contacto cercano generando empatía, cercanía y familiaridad. Se trata de romper las barreras de la distancia, pero conservar siempre el respeto a la individualidad.

2-SERVICIAL: Significa estar disponibles y dispuestos a servir a los mayores de forma que respondamos con prontitud a las peticiones que se nos haga y buscar la forma de resolver cualquier problema que planteen e intentar solucionarlo eficazmente.

3-CONSTANTE: Es imprescindible mantenerse firme en el propósito de atender a los mayores en las actividades de la vida cotidiana. Esta es una tarea que demanda esfuerzo, perseverancia y sacrificio.

4-HONESTO: Integridad y verdad son valores esenciales que deberían definir la vida de cada ser humano en toda relación social. Sin embargo, cuando hablamos de cuidar a las personas mayores esto se convierte en un elemento aún más esencial. Somos los ojos, la voz, las manos, los oídos del adulto mayor. Ellos confían en nosotros como cuidadores, no lo defraudemos.

5-COMUNICATIVO: Mantener una eficaz interacción con el mayor genera confianza, tranquilidad y seguridad y ésta establece un vínculo afectivo entre ambos que se va fortaleciendo con el paso del tiempo.

buen cuidador ancianos

6-POSITIVO: La alegría, ilusión y esperanza que caracterizan la edad infantil y juvenil parecen haberse desvanecido cuando eres anciano. Es trabajo del cuidador impregnar al adulto mayor de optimismo y positividad.

7-PACIENTE: Cuidar a un adulto mayor requiere mucha paciencia. Mostrar comprensión, ser tolerante y esperar va a ayudarnos siempre a resolver los conflictos más críticos.

8-INTELIGENTE EMOCIONALMENTE: Como buenos cuidadores debemos saber gestionar las emociones propias y ajenas para un exitoso desarrollo personal y profesional. Todo cuidador debería adoptar herramientas y habilidades para el desarrollo de competencias en esta área.

9-FUERTE FÍSICA Y PSÍQUICAMENTE: Abordar diariamente a personas con un grado de dependencia alto, con deterioro cognitivo, sin movilidad, conlleva a un desgaste físico y emocional. Por tanto, el cuidador requiere un buen estado de salud físico y psicosocial que deberá fortalecerse constantemente.

10-AUTOCUIDADO: Evitar síndrome del cuidador quemado o “burn-out” donde se produce un rechazo de la persona atendida por acumulación de estrés. Es esencial cuidarse a sí mismo para poder mantener una correcta atención y cuidado a las personas mayores.

Desde Residencia de Ancianos Ciudad Jardín nos gustaría recordaros que para atender a nuestros residentes, contamos con un equipo cualificado y entregado al cuidado de nuestros mayores desde el cariño, la dedicación y la vocación, ya que entendemos que el mundo de los mayores requiere una notable especialización para responder a las exigencias de nuestra sociedad actual. Si queréis más información sobre nuestros servicios, no dudéis en contactar con nosotros.

1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario